¿Quién soy?

Hola, mi nombre es Dani y he creado integramente la WEB por la que estás navegando en este momento.

Por regla general nos definimos por nuestra forma de ser o actuar, capacidades o habilidades, profesión u ocupación principal, etc… Todas estas variables son altamente inestables por lo que me parece una fórmula poco fiable para encuadrarme a mi mismo. No obstante, teniendo en cuenta que también estoy influenciado por este modelo definitorio universal, enumeraré las particularidades principales que creo que determinan mejor quien soy a día de hoy.

1. Individuo de la raza humana.

Si, esta es una característica muy obvia y básica, pero en realidad implica mucho en la forma de ser o actuar de cada uno de nosotros. El homo sapiens es, de las millones de especies animales que habitan el planeta tierra, la que tiene el sistema mental más complejo. Poseemos la capacidad de ser conscientes de nosotros mismos, conocemos nuestro pasado y tenemos el poder de planear, transformar y realizar proyectos de diversos tipos. En función de esta inteligencia superior, hemos creado sociedades complejas basadas en la tecnología y la cultura.

Todas estas cualidades nos prestan unas ventajas muy potentes para adaptarnos a cualquier entorno, pero por otro lado nos separan de nuestra esencia biológica y esto produce conflictos internos que hacen que suframos más de lo natural.

2. Un habitante más de la tierra.

Me preocupan en especial las circunstancias actuales en las que subsistimos y es sobre lo que giran la mayoría de mis inquietudes. Tengo conocimiento sobre gran cantidad de temas, pero no me siento especializado en ninguno. No tomo las informaciones que recibo ni como fiables al cien por cien ni tampoco las descarto.

3. Adepto a los términos medios.

Intento evitar los extremos pero recapacito sobre ellos. Me parece más sano para una sociedad debatir desde el centro que desde los bordes. Pienso que es inútil gastar energía en tener la razón sobre algo, porque esta es relativa e ilusoria.

4. Aceptador radical.

Después de mucho tiempo resistiéndome a la realidad y sufriendo por ello, me he dado cuenta que la mejor forma de afrontar la vida es experimentando todo lo que nos ocurre tal y como es. La aceptación evita la frustración de desear cambiar lo inalterable y además es el mejor punto de partida para abordar cualquier dificultad. Aceptar no es resignarse y tragar ante cualquier problema, más bien es detenerse para contemplar la situación y poder así tomar la mejor decisión posible.

5. Persona con necesidad de expresarse.

El principal motivo por el que he creado esta web es el de manifestar, declarar, exteriorizar, reflejar, revelar y opinar sobre cualquier tema de la forma que se me ocurra según el momento y las circunstancias en las que me encuentre. Y además, que todos estos testimonios queden documentados, por si acaso me sirven a mi o a alguien para algo. Así de simple y así de complejo.

Debes tener en cuenta que lo que publique desde aquí son conclusiones mías personales, basadas principalmente en experiencias propias obtenidas después de años de recopilación de datos en mi mente y de reflexiones sobre ellos. Tú puedes tener opiniones diferentes y totalmente respetables, pero tan dudosas o tan fidedigna como la mía, ni más ni menos.

Ir arriba